3.12 Control de Calidad del Hormig贸n
Debido a que el hormig贸n es un material esencialmente variable y son muchas las causas de esa variabilidad, se debe verificar que 茅ste obtenga y mantenga las caracter铆sticas previstas.
Esta verificaci贸n se realiza mediante ensayos sobre determinadas propiedades del hormig贸n. El nivel de ensayos, el cual es funci贸n directa de las caracter铆sticas de la obra, principalmente de su costo, ser谩 m谩s estricto cuanto m谩s estrecho sea el rango de variaci贸n deseable.

Cabe destacar al respecto que, independientemente del nivel de control en obra, es necesario tomar medidas m铆nimas respecto a los materiales y al proceso de fabricaci贸n, con la finalidad de tener un proceso de buena calidad, y as铆 eliminar o minimizar fuentes de variaci贸n y tener un mejor aprovechamiento de los mismos, implicando menores costos.

TEMAS TRATADOS:

3.12.1 Recomendaciones para tener un proceso de calidad
3.12.2 Propiedades y control del hormig贸n fresco
3.12.3 Propiedades y control del hormig贸n endurecido

3.12.1. RECOMENDACIONES PARA TENER UN PROCESO DE CALIDAD

La resistencia mec谩nica es la caracter铆stica normalmente requerida al hormig贸n. Esa resistencia es el resultado final de todo el proceso de dise帽o, fabricaci贸n y tratamiento del hormig贸n.

Las caracter铆sticas del hormig贸n fresco influyen significativamente en las caracter铆sticas del hormig贸n endurecido. La homogeneidad del hormig贸n fresco y del hormig贸n endurecido depende de los materiales componentes, de los equipos, del proceso de fabricaci贸n y del personal que realiza las operaciones.

En Cuadro 3.8 se presenta diferentes recomendaciones al respecto.

CUADRO 3.8

RECOMENDACIONES PARA TENER UN PROCESO DE CALIDAD

CUADRO 3.8

Para lograr el objetivo de tener un proceso de calidad, se pueden establecer niveles de control, los cuales son funci贸n directa del costo de la obra. En el Cuadro 3.9 se indican los niveles recomendados.

CUADRO 3.9

NIVELES DE CONTROL

3.12.2 PROPIEDADES Y CONTROL DEL HORMIG脫N FRESCO

Si bien las propiedades del hormig贸n fresco son m谩s notorias durante la colocaci贸n y compactaci贸n del hormig贸n, influyen significativamente en las caracter铆sticas y propiedades del hormig贸n endurecido.

FACTORES A CONSIDERAR

A) Muestreo del hormig贸n fresco
B) Frecuencia de muestreo
C) Trabajabilidad
D) Otras caracter铆sticas del hormig贸n fresco

A) MUESTREO DEL HORMIG脫N FRESCO.
A1) Generalidades

La norma NCh171 define muestra simple aquella formada por una porci贸n de hormig贸n y muestra compuesta aquella formada por dos o m谩s porciones.

La muestra especial, la que puede ser simple o compuesta, est谩 destinada a evaluar al hormig贸n en cualquier etapa del hormigonado y del curado. Refleja los efectos de operaciones en puntos intermedios entre la salida de la betonera y el lugar de colocaci贸n.

Debe haber especial preocupaci贸n por asegurar que la muestra represente las condiciones y naturaleza del hormig贸n muestreado.

El tiempo para obtener la muestra desde la toma de la primera porci贸n no debe ser superior a 15 minutos.

La muestra se debe transportar hasta el lugar en que se realizar谩n los ensayos o se confeccionar谩n probetas. En ese lugar la muestra se debe remezclar en el menor tiempo posible asegurando la homogeneidad.

En todo momento la muestra debe protegerse del sol, viento, de otras fuentes de evaporaci贸n o contaminaci贸n.

El volumen m铆nimo de la muestra es de 30 litros. Se puede permitir un volumen menor cuando se trata de controles rutinarios de contenido de aire, temperatura y asentamiento de cono.

A2) Procedimiento

Tanto para betoneras estacionarias o camiones mezcladores la muestra se debe tomar entre el 10% y el 90% de la descarga. Normalmente al principio de la descarga el hormig贸n es m谩s pedregoso y al final es m谩s arenoso.

Normalmente se toma muestra simple, pero si es compuesta las porciones deben ser tomadas en intervalos regulares.

Pasar un recipiente por toda la secci贸n del flujo de la descarga o desviar completamente el flujo hacia un contenedor de muestra.

Si la descarga de una betonera es demasiado r谩pida, descargar la amasada completa en un contenedor de volumen adecuado y de ese contenedor obtener porciones de muestra de al menos cinco puntos diferentes.

La velocidad de descarga de un cami贸n mezclador se regula por la velocidad de rotaci贸n del tambor y no mediante ajustes del tama帽o de la abertura de la compuerta.

A3) Registro

La persona responsable de tomar la muestra debe registrar:

Antecedentes de la obra (empresa, nombre y ubicaci贸n de la obra, solicitante, nombre y firma del informante de la obra).
Antecedentes del hormig贸n (resistencia especificada, fracci贸n defectuosa, tama帽o m谩ximo, asentamiento de cono, procedencia del hormig贸n, gu铆a de despacho si corresponde, volumen de la amasada, temperatura del hormig贸n, tipo y ubicaci贸n del elemento hormigonado).
Antecedentes de la extracci贸n (identificaci贸n del laboratorio, fecha y hora de extracci贸n, n煤mero de muestra, identificar si es muestra simple o compuesta, lugar de extracci贸n).
Otros antecedentes (por ejemplo, condiciones ambientales que pueden afectar al hormig贸n, como temperatura ambiente, viento, precipitaciones).

B) FRECUENCIA DE MUESTREO

La norma NCh170 establece la frecuencia de muestreo para control de resistencia mec谩nica, para cada grado de resistencia especificada. Esta frecuencia es la que se muestra en Tabla 3.35.

TABLA 3.35

ALTURA M脕XIMA DE VACIADO

La especificaci贸n t茅cnica puede establecer un mayor n煤mero de muestras por volumen de hormig贸n.

Si se ha establecido realizar un muestreo de hormig贸n endurecido y este no se encuentra, debe considerarse como m铆nimo:

Pavimentos: 1 testigo cada 1000 m2 de superficie con un m铆nimo de tres/span>
Hormig贸n en general: 3 testigos por zona a evaluar

C) TRABAJABILIDAD

Un hormig贸n que es f谩cil de mezclar, transportar, colocar, compactar sin segregaci贸n se dice que es trabajable.

La trabajabilidad deseada para un caso particular depende de los equipos disponibles, en particular de los medios de compactaci贸n. Por ejemplo, la trabajabilidad adecuada para el hormig贸n de una represa probablemente no va a ser la requerida para secciones delgadas o densamente armadas. Por tal raz贸n, la trabajabilidad se define como una propiedad del hormig贸n, sin hacer referencia a las circunstancias de un particular tipo de construcci贸n.

La trabajabilidad implica dos conceptos contrapuestos: consistencia o docilidad y estabilidad. En condiciones normales, un hormig贸n muy fluido va a llenar los moldes f谩cilmente pero probablemente se va a segregar, lo que va a llevar a nidos u otros defectos. Un hormig贸n muy consistente va a ser muy estable pero dif铆cilmente se va a poder colocar. Esto se muestra en Figura 3.59.

FIGURA 3.59

TRABAJABILIDAD

La trabajabilidad est谩 fuertemente influenciada por la cantidad de agua, la que aumenta la docilidad y disminuye la estabilidad. El contenido de finos, incluido el cemento, disminuye la fluidez y aumenta la estabilidad. La forma, granulometr铆a y textura superficial de los 谩ridos tambi茅n influyen.

La trabajabilidad no tan s贸lo es importante en el hormig贸n fresco, tambi茅n influye en las caracter铆sticas del hormig贸n endurecido como la resistencia mec谩nica de la estructura, en la densidad, en la apariencia superficial, en la permeabilidad y por tanto en la durabilidad.

Desgraciadamente, no hay un ensayo aceptado que mida directamente la trabajabilidad. En la pr谩ctica s贸lo se mide la consistencia o docilidad.

C1) Asentamiento de cono

Si bien hay muchos ensayos para determinar la docilidad, en todo el mundo el que m谩s se utiliza es el m谩s antiguo: el cono de Abrams. En Chile est谩 regido por la norma NCh1019.

Se emplea un molde tronco c贸nico de di谩metro inferior de 20 cm, superior de 10 cm y 30 cm de altura, un pis贸n de acero liso de 16 mm de di谩metro con punta redondeada, una placa base de al menos 40 por 60 cm y una poru帽a para el llenado. Todos los implementos se humedecen antes del ensayo.

Se llena el molde en 3 capas de igual volumen apisonando cada capa con 25 golpes (la capa inferior se llena hasta aproximadamente 7 cm de altura y la capa media hasta aproximadamente 16 cm de altura). Siempre debe haber un exceso de hormig贸n en el llenado de la tercera capa. Despu茅s de la compactaci贸n, se enrasa y se levanta suavemente el cono en direcci贸n vertical en un tiempo de 5 卤 2 s. Se coloca el molde invertido al lado del hormig贸n moldeado y se mide inmediatamente la disminuci贸n de altura del hormig贸n respecto al molde, con aproximaciones de 0,5 cm. (Figura 3.60).

FIGURA 3.60

MEDICI脫N DEL ASENTAMIENTO

Fuente: NCh1019.Of2009

Completar las operaciones desde el inicio del llenado hasta el levantamiento del molde sin interrupciones en un tiempo menor o igual que 2,5 min.

Cuando el hormig贸n moldeado sufre disgregaciones o la superficie superior se inclina con una diferencia mayor o igual que 5 cm entre el punto m谩s alto y el m谩s bajo de su di谩metro, descartar el ensayo y efectuarlo nuevamente con otra porci贸n de la misma muestra (ver Figura 3.35).

Para los ensayos de control, el criterio de aceptaci贸n del asentamiento de cono se indica en Tabla 3.61

FIGURA 3.61

FORMAS DE ASENTAMIENTO

Fuente: NCh1019.Of2009

TABLA 3.36

CRITERIO DE ACEPTACI脫N DEL ASENTAMIENTO DE CONO

El m茅todo descrito no es aplicable a hormigones cuyo asentamiento sea menor que 1,5 cm o mayor que 21 cm. Se puede ampliar a un asentamiento de 23 cm en hormig贸n con un tama帽o m谩ximo nominal del 谩rido menor que 37,5 mm.

El asentamiento de cono es un m茅todo que se puede hacer f谩cilmente en terreno, es r谩pido y econ贸mico; de ah铆 su empleo en todo el mundo.

Sirve para detectar cambios en hormigones fabricados bajo las mismas consignas. Un aumento del asentamiento estar铆a indicando, por ejemplo, un aumento de la humedad de los 谩ridos o un cambio en la granulometr铆a ya que una disminuci贸n de la arena podr铆a subir el asentamiento.

El asentamiento es sin duda una medida de la docilidad, pero no de la trabajabilidad. Hormigones de igual asentamiento pueden tener muy distinta trabajabilidad. Por tanto, no sirve para comparar hormigones diferentes, por ejemplo, uno de 谩ridos rodados y otro con 谩ridos chancados, u hormigones de distinto tama帽o m谩ximo, con o sin aditivo plastificante y otros.

C2) Escurrimiento

En hormigones autocompactantes el asentamiento de cono est谩 fuera del rango de uso. En su reemplazo se emplea un m茅todo que mide el escurrimiento del hormig贸n tanto en terreno como en el laboratorio. Est谩 regido por la norma NCh3113.

El m茅todo se aplica a un tama帽o m谩ximo de 20 mm o inferior, ya que es muy dif铆cil obtener hormigones autocompactantes que no se segreguen con tama帽os m谩ximos superiores.

Se utiliza el mismo molde tronco c贸nico ya descrito para el ensayo de asentamiento de cono. La placa base es de por lo menos 90×90 cm y tiene marcados dos c铆rculos conc茅ntricos de 100 y 500 mm. Las m谩s empleadas son de acr铆lico. Adem谩s, se requiere un cron贸metro con precisi贸n de 0,1 segundos.

Se humedece la placa base y el molde. 脡ste se coloca invertido (tambi茅n se puede colocar en su posici贸n normal) en el primer c铆rculo de la placa y se llena en una sola capa, sin compactar. Se enrasa el molde y se limpia la placa. Se levanta el molde en un movimiento continuo, sin movimientos laterales o de torsi贸n. Se registra el tiempo, aproximando a 0,5 s, desde que se inicia el levantamiento del molde hasta que el borde externo del hormig贸n alcanza 500 mm de di谩metro (T500). Completar el ensayo en un tiempo de 2,5 minutos. Ver Figura 3.62.

Se deja el hormig贸n escurrir y cuando deja de hacerlo se mide el mayor di谩metro del dep贸sito con una aproximaci贸n de 5 mm. Luego se mide otro di谩metro perpendicular al anterior. Si se observa un halo en el contorno del hormig贸n, 茅ste es parte del di谩metro que se mide. Si la diferencia entre los dos di谩metros es superior a 50 mm, el ensayo debe repetirse.

El escurrimiento es el promedio de los dos di谩metros medidos y se aproxima a 10 mm.

El T500 entrega una medida relativa de la velocidad de escurrimiento y para materiales similares es una indicaci贸n de la viscosidad relativa. Para modificar las propiedades de escurrimiento se emplean hiperplastificantes y modificadores de la viscosidad.

La cohesi贸n del hormig贸n autocompactante se aprecia visualmente y se puede emplear en el control de calidad de las mezclas de hormig贸n autocompactante. En Tabla 3.37 se presenta los criterios correspondientes para evaluar cualitativamente la cohesi贸n.

FIGURA 3.62

ESCURRIMIENTO DE HORMIG脫N AUTOCOMPACTANTE

Fuente: Holcim. Course of cement applications

TABLA 3.37

脥NDICE DE COHESI脫N VISUAL

C3) Consist贸metro Vebe

Los hormigones muy secos tambi茅n quedan fuera del rango de empleo del ensayo de asentamiento de cono.

Puede haber diferencias de consistencia importante entre dos hormigones, aunque tengan asentamiento muy bajo o no tengan (asentamiento cero).

Para esos casos se utiliza el consist贸metro Vebe (ASTM C 1170 y EN 12350-3). No hay norma chilena y en Chile el m谩s com煤n es el m茅todo ASTM. Figura 3.63.

B谩sicamente el ensayo consiste en llenar un molde humedecido con el hormig贸n suelto y afianzarlo sobre una mesa vibradora de 3600 rpm. Se apoya una placa transparente sobre el hormig贸n con una sobrecarga centrada de 12,5 o 22,7 kg, dependiendo de la humedad del hormig贸n. Entonces, se hace funcionar la mesa y se mide el tiempo hasta que se vea que una capa de mortero llene el espacio entre la sobrecarga y el borde del molde.

El ensayo se suspende si no se logra esta condici贸n a los 90 segundos.

Es un ensayo rutinario en hormigones compactados con rodillos. (Ver 3.16).

FIGURA 3.63

CONSIST脫METRO VEBE

Fuente: Utest

D) OTRAS CARACTER脥STICAS DEL HORMIG脫N FRESCO
D1) Densidad aparente fresca

Para el ensayo (NCh1564) se emplea un recipiente de volumen conocido de al menos 5 litros para tama帽o m谩ximo 20 mm y de al menos 10 litros para tama帽o m谩ximo 37,5 mm.

Si se usa vibrador de inmersi贸n, el recipiente se llena en dos capas y se compacta con tres inserciones del vibrador. Si se emplea mesa vibradora se llena en una capa.

Si se emplea compactaci贸n manual, el recipiente se llena en tres capas iguales que se compactan con 25 golpes de pis贸n por capa (barra lisa de 16 mm de di谩metro de borde redondeado). Despu茅s de compactar cada capa, se debe golpear suavemente los costados del recipiente con un mazo.

El recipiente se enrasa, se limpia y se pesa. La densidad est谩 dada por la relaci贸n entre la masa y el volumen del recipiente y se aproxima a los 10 kg/m3 m谩s cercanos. Ver Figura 3.64.

Lo importante es la relaci贸n entre la densidad te贸rica (suma de las masas de la dosificaci贸n) y la densidad medida. Una densidad fresca mayor que la te贸rica implica que se produce menos hormig贸n que el estimado, lo que se traduce en mayor dosis de cemento por m3, lo que afecta los costos; si es al rev茅s, se afecta negativamente las resistencias. Adem谩s de errores de medici贸n de los materiales, lo m谩s com煤n son problemas en la estimaci贸n del agua de amasado y del aire atrapado.

El rendimiento es aproximadamente la relaci贸n entre la densidad te贸rica y la densidad fresca. En hormigones de prueba es bueno un rango de 卤 0,5% y para hormigones de obra es aceptable un rango de 卤 2%. Fuera de esos rangos se debe tomar medidas para detectar y corregir errores.

La dosis real de cemento es la dosis te贸rica dividida por el rendimiento.

FIGURA 3.64

DENSIDAD FRESCA

Fuente: Propia

D2) Segregaci贸n

Es la separaci贸n de los componentes del hormig贸n ya amasado, haciendo que 茅ste pierda su homogeneidad. Produce dificultades tanto en la colocaci贸n como la compactaci贸n y da lugar a hormigones con poros y nidos. Afecta m谩s a hormigones pobres, fluidos o con falta de finos.

Entre las medidas para evitar la segregaci贸n o disminuirla se tiene:

Dosificaci贸n:

Dosis adecuada de agua
Granulometr铆a adecuada
Proporci贸n entre 谩ridos finos y gruesos
Si faltan finos la segregaci贸n se reduce incorporando aire (aditivo)
Empleo de aditivos

Transporte adecuado
Colocaci贸n adecuada
Compactaci贸n adecuada (evitar el vibrado en exceso)

D3) Falso fraguado

Corresponde a un endurecimiento prematuro de la pasta de cemento, produciendo una rigidizaci贸n del hormig贸n, en estado fresco. Puede provenir de un comportamiento an贸malo del yeso a帽adido al cemento, que pierde parte de su agua de cristalizaci贸n, y la recupera del agua de amasado, cristaliz谩ndose y adquiriendo rigidez.

El problema se evita aumentando el tiempo de amasado (rompiendo la cristalizaci贸n), sin adicionar m谩s agua o aditivos. Es un fen贸meno que no sucede en el hormig贸n premezclado por la constante agitaci贸n del hormig贸n.

Si se produce falso fraguado hay que agitar el hormig贸n, por ejemplo, con platachado.

D4) Exudaci贸n

Durante el hormigonado las part铆culas s贸lidas del hormig贸n sedimentan por gravedad y por vibraci贸n, desplazando el agua hacia arriba, lo que conduce a:

Mayor contenido de agua y granos finos en la superficie (menor resistencia de dicha capa).
Conductos capilares que constituyen v铆as permeables, afectando la impermeabilidad.
Acumulaci贸n de agua bajo armaduras y part铆culas de mayor tama帽o, dejando huecos al evaporarse, disminuyendo la adherencia.
Sedimentaci贸n de los s贸lidos.

A pesar de los aspectos negativos nombrados, la exudaci贸n es altamente beneficiosa para evitar o disminuir la retracci贸n pl谩stica.

Entre las medidas para evitarla o disminuirla est谩n:

Utilizando un contenido adecuado de granos finos (menor a 0,150 mm)
Con bajas dosis de agua
Empleando aditivos plastificantes
Empleando aditivos incorporadores de aire
Colocando el hormig贸n en capas delgadas

D5) Retracci贸n pl谩stica

Cuando la velocidad de evaporaci贸n de agua de la superficie del hormig贸n colocado es m谩s r谩pida que el agua que se reemplaza por exudaci贸n, la superficie del hormig贸n se contrae. Debido a la restricci贸n que ofrece el hormig贸n que est谩 debajo de la superficie que se est谩 secando se desarrollan tensiones de tracci贸n en el a煤n pl谩stico y d茅bil hormig贸n. Esto se traduce en grietas superficiales, de profundidades variables, que pueden formar un pol铆gono o ser esencialmente paralelas unas a otras. Ver Figura 3.65.

Los elementos m谩s comprometidos son los con alta relaci贸n superficie/volumen como losas, pavimentos y estucos. Dada la gran superficie expuesta que tienen esos elementos, cualquier cosa que aumente la evaporaci贸n de agua incrementar谩 la tendencia al agrietamiento: alta temperatura del hormig贸n y ambiente, baja humedad relativa y alta velocidad del viento.

Para evitarla o disminuirla:

Crear un ambiente h煤medo mediante nebulizaci贸n, por ejemplo
Emplear cubresoles
Emplear cortavientos
Si el agrietamiento se produce cuando el hormig贸n a煤n no se rigidiza, se puede emplear revibrado o un replatachado.

FIGURA 3.65

FISURAS DE RETRACCI脫N PL脕STICA

Fuente: Holcim. Diagn贸stico de problemas en el hormig贸n

D6) Asentamiento pl谩stico

Los materiales s贸lidos del hormig贸n tienden a decantar y el agua a ascender (exudaci贸n). Esta decantaci贸n, asentamiento, produce un acortamiento del hormig贸n en vertical (aproximadamente el 1 %), lo que es relevante en elementos altos.

Al descender, el hormig贸n se puede encontrar con armaduras, las que se convierten en una restricci贸n al movimiento. Bajo la armadura se forma un vac铆o disminuyendo la adherencia y se puede traducir en fisuras superficiales que siguen la direcci贸n de las armaduras. Ver Figura 3.66.

El problema se produce en la parte superior de elementos altos; es mayor en hormigones fluidos, mientras m谩s superficial sea la armadura y con una mala vibraci贸n.

Cuando se hormigonan juntos elementos verticales altos y horizontales, es conveniente que el hormig贸n vertical se asiente antes de continuar.

Una manera de solucionar el problema es aplicar revibrado cuando el hormig贸n a煤n no se ha rigidizado.

FIGURA 3.66

GRIETA FORMADA POR RESTRICCI脫N AL ASENTAMIENTO

Fuente: Price (1982), Citado por ACI 224.1R – 2007

3.12.3 PROPIEDADES Y CONTROL DEL HORMIG脫N ENDURECIDO
FACTORES A CONSIDERAR

A. Resistencia mec谩nica
B. Factores que influyen en la resistencia
C. Evaluaci贸n estad铆stica de los resultados
D. Cambios de volumen
E. Otras propiedades

A) RESISTENCIA MEC脕NICA
TEMAS TRATADOS:
A1) Confecci贸n de probetas
A2) Ensayo de resistencia a compresi贸n
A3) Testigos de hormig贸n endurecido
A4) 脥ndice esclerom茅trico
A5) Madurez
A6) Ensayo de tracci贸n por flexi贸n
A7) Ensayo de hendimiento
A8) Resistencia a la abrasi贸n
A1) Confecci贸n de probetas

La confecci贸n en obra y el curado de probetas para ensayos mec谩nicos est谩 regulado por la norma NCh1017.

Los moldes pueden ser c煤bicos para ensayos de compresi贸n (normalmente de 20 cm de arista), cil铆ndricos para ensayos de compresi贸n o hendimiento (normalmente de 15 cm de di谩metro y 30 cm de altura) o prism谩ticos para ensayos de tracci贸n por flexi贸n (normalmente de 15x15x53 cm).

El tiempo entre el fin del muestreo y el comienzo del llenado de los moldes debe ser menor que 15 minutos.

Los moldes deben recibir una capa de desmoldante y deben colocarse sobre una base nivelada, protegida y lo m谩s cercana posible al lugar donde van a recibir el curado inicial.

En general se confeccionan tres probetas por muestras, una para ensayar a 7 d铆as y las otras dos para ensayo a 28 d铆as.

Antes del llenado de las probetas, el hormig贸n debe ser remezclado vigorosamente con el objeto de homogeneizarlo.

Si el asentamiento de cono es menor o igual a 12 cm, la compactaci贸n del hormig贸n es por vibrado y si es mayor a 12 cm puede ser vibrada o apisonada. Conforme a la NCh1017 las probetas deben ser preferentemente compactadas por vibraci贸n.

Los moldes c煤bicos y prism谩ticos se vibran en una sola capa y los cil铆ndricos en dos. Ver Figura 3.67.

FIGURA 3.67

COMPACTACI脫N DE PROBETAS

Fuente: Propia

Si es apisonado, los moldes c煤bicos y prism谩ticos se llenan en dos capas y los cil铆ndricos en tres. Compactar cada capa con 8 golpes de pis贸n por cada 100 cm2 de superficie (15 golpes el cilindro de di谩metro 15, 32 golpes el cubo de 20 cm de arista y 68 golpes el molde prism谩tico habitual).

Terminada la compactaci贸n, las probetas se enrasan, alisan y se identifican.

Las probetas reci茅n moldeadas deben recibir curado inicial de manera de evitar p茅rdida de humedad y que se mantenga una temperatura entre 16 y 27 潞C. Para ello se pueden sumergir en agua tranquila saturada de cal, o protegerlas por todos lados con l谩minas pl谩sticas, aserr铆n, arena o arpilleras constantemente h煤medas.

Desmoldadas las probetas (despu茅s de 44 horas las prism谩ticas o de 20 horas las otras), deben curarse bajo agua saturada de cal a 23 卤 2 潞C hasta la edad de ensayo. Las probetas c煤bicas o cil铆ndricas se pueden curar en c谩mara h煤meda 23 卤 2 潞C y con una humedad relativa m铆nima de 95%; en la c谩mara las probetas deben verse y sentirse h煤medas.

Para el traslado a laboratorio, si son probetas desmoldadas 茅ste se puede hacer al cabo de 3 d铆as; si las probetas est谩n en sus moldes el traslado de las probetas c煤bicas o cil铆ndricas se puede realizar a las 20 horas y las prism谩ticas a las 44 horas.

A2) Ensayo de resistencia a compresi贸n

Seg煤n la norma NCh1037, la prensa de ensayo debe tener control de la velocidad de aplicaci贸n de la carga, y una sensibilidad de 1% de la carga m谩xima de cada escala. Se recomienda calibrar las prensas cada vez que se haga una reparaci贸n mayor o se traslade y por lo menos una vez al a帽o. En general, el rango de aplicaci贸n est谩 entre el 10% y 90% de la carga m谩xima de cada escala.

Las probetas se ensayan h煤medas.

La carga se aplica de forma continua a una velocidad de 0,25 MPa/s 卤 0,05 MPa/s hasta alcanzar una franca rotura de la probeta, es decir cuando haya claras manifestaciones de agrietamiento y el indicador de carga retroceda bajo el 90% de la carga m谩xima.

Antes del ensayo las probetas se miden (4 medidas de cada lado en cubos, 2 di谩metros perpendiculares y 2 alturas en cilindros) y los resultados se expresan en mm. Tambi茅n las probetas se pesan con una aproximaci贸n de 0,02 kg. Con eso se puede calcular la densidad aparente (masa/volumen), la que se expresa en kg/m3, aproximando a 10 kg/m3.

Ensayo de probetas c煤bicas

Para el ensayo, la probeta se coloca en el centro de las placas de carga, con la cara de llenado de frente al operador.
Se aplica la carga hasta la rotura y la resistencia, o tensi贸n de rotura, est谩 dada por carga/谩rea y se expresa en MPa, aproximando a 0,1 MPa.

Ensayo de probetas cil铆ndricas

Antes de ser ensayadas se debe corregir las superficies de ensayo de manera de obtener caras planas y paralelas. Para logar aquello, lo m谩s usual es aplicar un mortero de azufre en esas superficies (NCh1172), es lo que se conoce como refrentado de azufre. Usualmente el mortero est谩 constituido por 55 a 70% de azufre y el resto material granular inferior a 0,3 mm. Ver Figura 3.68.
El procedimiento es aplicable hasta resistencias cil铆ndricas de 45 MPa. El mortero de azufre debe tener una resistencia m铆nima de 35 MPa y el promedio m谩ximo de cada capa de refrentado es de 6 mm. Cada laboratorio debe tener una curva tiempo-resistencia del mortero.

FIGURA 3.68

REFRENTADO DE PROBETAS

Fuente: Propia

Para probetas con resistencia superior a 45 MPa las probetas deben ser rectificadas. Eso se hace mediante una m谩quina que pule las superficies y las deja planas y paralelas.

Muy empleado en otros pa铆ses, aunque en Chile se emplea muy rara vez, la norma NCh1172 contempla el refrentado no adherido mediante el empleo de cojinetes de neopreno que quedan confinados en anillos de retenci贸n. Ellos se colocan en cada cara del cilindro; la deformaci贸n de los cojinetes absorben las deformaciones de las superficies. Figura 3.69.

FIGURA 3.69

COJINETES DE NEOPRENO

Fuente: Cat谩logo Controls

Realizado el refrentado o rectificado, la probeta se coloca centrada con respecto a las placas de carga y se procede igual que las probetas c煤bicas. Figura 3.70.

FIGURA 3.70

ENSAYO A COMPRESI脫N

Fuente: IMCYC

A3) Testigos de hormig贸n endurecido

Las probetas confeccionadas con hormig贸n fresco representan la resistencia potencial del hormig贸n. No representan a la estructura que ha tenido otra colocaci贸n, otra compactaci贸n y especialmente otro curado.

La resistencia real de la estructura se puede conocer con la extracci贸n y ensayo de testigos que son probetas extra铆das de un elemento de hormig贸n endurecido. La extracci贸n y ensayo de testigos est谩 contemplada en la norma NCh1171/1 y la evaluaci贸n de sus resultados en NCh1171/2.

En general los testigos se extraen:

Cuando las resistencias de probetas de hormig贸n fresco son inferiores al m铆nimo aceptable.
Cuando la especificaci贸n t茅cnica establece la recepci贸n mediante testigos.
Determina la resistencia mec谩nica de una estructura existente.

En general se toma un m铆nimo de tres testigos por zona a evaluar.

Los testigos tambi茅n sirven para determinar el espesor, en particular de pavimentos.

Para la extracci贸n se emplea una testiguera o taladro provisto con broca diamantada, la que al presionarse sobre el hormig贸n lo va cortando sin producir da帽o en el manto de la probeta. El enfriamiento es por medio de agua. La testiguera se ancla a la estructura y su eje debe ser lo m谩s perpendicular posible a la estructura. Figura 3.71.

De preferencia, el di谩metro del testigo debe ser mayor o igual a 3 veces el tama帽o m谩ximo y la altura debe ser tal que la esbeltez (raz贸n altura/di谩metro) est茅 entre 1,0 y 2,0 y en lo posible que sea 2,0.

Para tomar los testigos el hormig贸n debe tener una resistencia superior a 8 MPa o una edad mayor o igual a 14 d铆as.

En hormig贸n armado es recomendable el empleo de un detector de metales de manera de evitar el corte de armaduras.

Una vez extra铆do, se debe examinar visualmente el testigo y registrar anormalidades. No se pueden ensayar testigos con armaduras longitudinales. La presencia de armaduras o insertos en otras direcciones debe registrarse.

FIGURA 3.71

EXTRACCI脫N DE TESTIGOS

Fuente: ICH – IDIEM

Los testigos se pesan, se miden y se calcula la densidad y la esbeltez. Se ensaya como se indic贸 para cilindros. Las resistencias deben corregirse por esbeltez de acuerdo a lo que se muestra en Tabla 3.38.

TABLA 3.38

FACTORES DE CORRECCI脫N POR ESBELTEZ

En el caso que la extracci贸n de testigos se haya realizado porque la muestra de hormig贸n fresco result贸 inferior a lo especificado, el resultado es satisfactorio si:

El promedio de los tres testigos es 鈮 0,85 f鈥檆 y
Todos los testigos tienen una resistencia 鈮 0,75 f鈥檆

El resultado de los testigos no reemplaza el resultado de la muestra en la evaluaci贸n estad铆stica (ver 3.12.3 C), dicha muestra no se considera en la evaluaci贸n.

A4) 脥ndice esclerom茅trico

Para determinar el 铆ndice se emplea un martillo de rebote (Martillo Schmidt). Una masa dentro de un 茅mbolo es empujada por la energ铆a de un resorte sobre la superficie del hormig贸n y se mide el rebote (NCh1565). El rebote no tiene unidades. Figura 3.72.

FIGURA 3.72

MARTILLO SCHMIDT

FIGURA 3.72

Mientras m谩s duro est茅 el hormig贸n mayor ser谩 el rebote, lo que es un indicador de mayor resistencia.

El ensayo se hace directamente sobre la estructura, en cualquier direcci贸n, es sencillo, r谩pido y econ贸mico. Sin embargo, es muy superficial por lo que los resultados est谩n muy influenciados por las caracter铆sticas de la superficie (humedad, poros, carbonataci贸n, entre otros) y de la zona subsuperficial (presencia de armaduras, 谩ridos de gran tama帽o, insertos, etc.). Por tal raz贸n, se debe considerar como un ensayo complementario y no reemplaza a los ensayos tradicionales.

Se emplea

Para evaluar la uniformidad del hormig贸n in situ
Delinear zonas de hormig贸n pobre o deteriorado
Indicar cambios de las caracter铆sticas del hormig贸n en el tiempo
Supervisar r谩pidamente grandes 谩reas de hormigones similares

Si bien no sirve como valor de aceptaci贸n o rechazo del hormig贸n, es un indicador cualitativo de la calidad del hormig贸n.

Si los hubiera, se debe retirar los estucos. Se elige una zona de al menos 200×200 mm y se alisa con piedra abrasiva. En esa zona se hacen 10 determinaciones. Despu茅s de cada impacto se inspecciona la superficie y se descarta la lectura si se ha producido trituraci贸n superficial o se rompe a trav茅s de un hueco de aire superficial. Se descartan las lecturas que difieran en m谩s de 7 unidades respecto al promedio.

El 铆ndice esclerom茅trico es el promedio de las lecturas v谩lidas.

Es com煤n el empleo del 铆ndice esclerom茅trico antes de tomar testigos de hormig贸n, de manera de tener una visi贸n general de toda la zona en an谩lisis.

A5) Madurez

Es un concepto que utiliza el principio de que la resistencia que alcanza el hormig贸n a una determinada edad depende de la temperatura a la que ha estado expuesto en ese per铆odo.

El 铆ndice de madurez, o simplemente madurez o factor tiempo temperatura, est谩 dado por:

IMAGEN

T = promedio de la temperatura en cada intervalo de tiempo.
T0 = temperatura bajo la cual se asume que la hidrataci贸n del cemento se detiene. Usualmente se asume como 0潞C.
螖t = intervalo de tiempo expresado en horas o d铆as.

La t茅cnica para estimar la resistencia del hormig贸n in situ se basa en que muestras de un hormig贸n dado alcanzan iguales resistencias cuando alcanzan igual 铆ndice de madurez.

Para ello es necesario determinar una relaci贸n 铆ndice de madurez-resistencia. Eso se hace en laboratorio, confeccionando un hormig贸n de prueba como el que se va a emplear en terreno. A las probetas confeccionadas se les colocan sensores que registran y graban la temperatura del hormig贸n, con lo que se tiene el 铆ndice de madurez (Figura 3.73). Las probetas se ensayan a diferentes edades, con lo que se puede trazar la curva 铆ndice de madurez-resistencia, como se muestra en Figura 3.74.

En obra se colocan sensores en la estructura, con lo que se tiene el 铆ndice de madurez y con la curva de laboratorio se puede estimar la resistencia real.

Esto es muy 煤til para saber cu谩ndo desmoldar o cu谩ndo realizar el descimbre, tambi茅n para saber cu谩ndo tensar en postensado o cuando cortar cables en pretensado. Se utiliza con 茅xito para entregar a tr谩nsito carreteras o calles o para saber cu谩ndo terminar con las protecciones por hormigonado en tiempo fr铆o.

Entre las limitaciones est谩 el que para que se cumpla la relaci贸n madurez-resistencia determinada en laboratorio, la estructura debe tener una condici贸n de humedad que permite la hidrataci贸n del cemento.

FIGURA 3.73

COLOCACI脫N DE TERMOCUPLAS Y SENSOR

Fuente: Propia

FIGURA 3.74

脥NDICE DE MADUREZ

A6) Ensayo de tracci贸n por flexi贸n

Los pavimentos se dise帽an en tracci贸n por flexi贸n, por lo que la determinaci贸n de esa resistencia es parte de las especificaciones.

Es muy dif铆cil la determinaci贸n de la resistencia a la tracci贸n del hormig贸n y por eso se recurre a una medida indirecta: flexotracci贸n que est谩 regida por la norma NCh1038.

Se utilizan moldes prism谩ticos de 15*15*53 cm (o de 60 cm). S贸lo es aceptable el curado bajo agua; la resistencia a flexi贸n es m谩s sensible que la compresi贸n a la humedad, por lo que debe tenerse especial cuidado entre que se retiran las probetas de la piscina y el ensayo.

La viga se coloca sobre apoyos cil铆ndricos y la carga se aplica con una superficie cil铆ndrica. Figura 3.75

FIGURA 3.75

ENSAYO DE FLEXI脫N

Fuente: Propia

Aunque tambi茅n se contempla aplicar una carga central, lo habitual es aplicar carga en los tercios de la luz. La rotura debe producirse en el tercio central; se acepta rotura fuera del tercio central con una desviaci贸n m谩xima de 0,05L (2,25 cm).

La resistencia a flexotracci贸n est谩 dada por RF = P*L/(b*h2), en que P es la carga m谩xima, L la luz de ensayo, b y h son el ancho y altura promedio que se miden en la secci贸n de rotura.

Si la rotura se produce fuera del tercio central, a una distancia 鈥渁鈥 del apoyo m谩s pr贸ximo, la resistencia est谩 dada por RF = 3P*a/(b*h2).

Los resultados se expresan en MPa, aproximando a 0,05 MPa.

Antes del ensayo las probetas se miden y se pesan para determinar su densidad, la que se expresa en kg/m3, aproximando a 10 kg/m3.

A7) Ensayo de hendimiento

El ensayo de hendimiento, tambi茅n conocido como ensayo brasile帽o, trat贸 de reemplazar el ensayo de tracci贸n por flexi贸n dadas las dificultades que este implica: probeta muy grande y pesada, marco de ensayo especial y es muy sensible a la humedad.

En el ensayo de hendimiento (NCh1170) se emplea un cilindro normal. Se ensaya en posici贸n horizontal, en un dispositivo para sostenerlo. En la generatriz superior e inferior se coloca una tablilla de madera contrachapada o aglomerada para absorber las imperfecciones. Figura 3.76.

El ensayo es a compresi贸n, pero la falla es por tracci贸n. La resistencia a tracci贸n por hendimiento est谩 dada por T = 2xP/(3,14xh+d), en que P es la carga m谩xima, h es la altura de la probeta y d el di谩metro. Los resultados se expresan en MPa y se aproximan a 0,05 MPa.

En la pr谩ctica se ha dejado de emplear.

FIGURA 3.76

ENSAYO DE HENDIMIENTO

FIGURA 3.76

A8) Resistencia a la abrasi贸n

Es la capacidad del hormig贸n de resistir el desgaste superficial. Es una caracter铆stica fundamental en pavimentos, canales y otras estructuras sometidas a este tipo de solicitaci贸n.

Para obtener alta resistencia al desgaste es importante usar 谩ridos gruesos duros, como el granito; el contenido de s铆lice del 谩rido fino debe ser al menos de 25%. En general est谩 relacionada con la resistencia a compresi贸n, por lo que hay que emplear hormigones de alta resistencia. Ya que el desgaste es superficial, es primordial tener especial cuidado con las operaciones de acabado y curado.

El ensayo m谩s com煤n es el del chorro de arena. Mediante aire se impulsa arena sil铆cea sobre la superficie del hormig贸n y se mide la p茅rdida de volumen (ASTM C418).

B) FACTORES QUE INFLUYEN EN LA RESISTENCIA

La resistencia, determinada mediante los ensayos ya descritos, est谩 muy influenciada por factores que son ajenos al hormig贸n mismo. A continuaci贸n, se pasa revista a los principales de ellos.

B1) Toma de muestra

Entre los errores posibles se destaca moldes deformados, falta de homogenizaci贸n de la muestra antes de llenar los moldes, mala elecci贸n del m茅todo de compactaci贸n o compactaci贸n insuficiente o excesiva.

B2) Tipo y tama帽o de la probeta

El tama帽o de la probeta (cubo de 15 cm o de 20 cm) y el tipo de probeta, cubo o cilindro para ensayo a compresi贸n influyen significativamente en el resultado de la medici贸n.

Los factores de conversi贸n de una probeta a otra no son exactos, son variables y por eso la norma NCh170:2016 no los considera.

Dado que el c谩lculo estructural se realiza considerando probetas cil铆ndricas, lo correcto es tomar las muestras en esa probeta, con lo que se evita el empleo de dudosos factores de correcci贸n.

B3) Curado inicial en obra

Las primeras horas son fundamentales en el desarrollo de la resistencia y el curado en obra es muchas veces descuidado. Si bien despu茅s en laboratorio las probetas tienen un curado bajo agua, la p茅rdida de resistencia por un mal curado inicial no se recupera.

El curado de las probetas debe empezar apenas se termina el muestreo y el mejor m茅todo es sumergirlas en agua quieta saturada de cal.

B4) Edad del hormig贸n

Mientras haya adecuadas condiciones de humedad, la resistencia aumenta en el tiempo.

La curva resistencia-edad depende entre otras causas del tipo de cemento, siendo diferente el desarrollo de resistencia de un cemento Portland comparado con un cemento con puzolana y este comparado con un cemento con escoria granulada de alto horno. Tambi茅n influye el tipo y dosis de aditivo.

La curva m谩s conocida es la curva de Ross. Para calcular la resistencia a 28 d铆as se multiplica la resistencia a la edad 鈥渢鈥 por el factor para esa edad. Esta curva se presenta en Figura 3.77. Se debe tener presente que la curva de Ross es muy antigua y se basa en resultados de hormigones con cemento Portland sin aditivos.

Conforme a la norma de testigos, NCh1017, los testigos no se corrigen por edad.

FIGURA 3.77

CURVA DE ROSS

B5) Curado en laboratorio

Lo ideal es que el curado en laboratorio se realice en piscinas, con agua saturada de cal a 23 卤 2 潞C.

Las probetas c煤bicas y cil铆ndricas se pueden curar en c谩mara h煤meda, con temperatura de 23 卤 2 潞C y humedad relativa 鈮 95%. El control de la humedad debe ser tal que las probetas se vean y se sientan h煤medas.

B6) Ensayo

El estado de humedad de las probetas, el mal centrado de la probeta en la prensa, el funcionamiento de la r贸tula, afectan los resultados.

C) EVALUACI脫N ESTAD脥STICA DE LOS RESULTADOS

La definici贸n de la resistencia contempla factores estad铆sticos como la fracci贸n defectuosa. La dosificaci贸n, adem谩s de la fracci贸n defectuosa, debe considerar la variabilidad de los resultados.

Si el dise帽o del hormig贸n es estad铆stico, la evaluaci贸n de la aceptaci贸n o rechazo tambi茅n debe ser estad铆stico.

La norma NCh1998 contempla dos m茅todos si es que el m茅todo de evaluaci贸n no est谩 definido en las especificaciones:

Criterio de muestras consecutivas (promedio m贸vil) si la cantidad de muestras, N, por lote es N 鲁 10
Si N < 10, se debe evaluar por criterio de evaluaci贸n total de muestras

En Chile se utiliza el ACI318 como c贸digo de dise帽o estructural el cual utiliza, exclusivamente, el criterio de muestras consecutivas (promedio m贸vil). Por lo tanto, deber铆a ser el m茅todo de control a utilizar en la mayor铆a de los casos.

Debe entenderse por lote el conjunto de muestras de igual grado de resistencia, confeccionado bajo los mismos par谩metros de consigna, por ejemplo, igual tama帽o m谩ximo, igual asentamiento y otras. Si hay cambios significativos en la dosificaci贸n para un mismo hormig贸n debiera considerarse como lote diferente.

C1) Evaluaci贸n por muestras consecutivas

Es lo que se conoce como evaluaci贸n por medias m贸vil.

Una media m贸vil, f3, es el promedio de tres muestras consecutivas. Las muestras se van traslapando, es decir la primera media m贸vil es el promedio de las muestras 1, 2 y 3; la segunda media m贸vil es el promedio de las muestras 2, 3 y 4.

Seg煤n este sistema, se considera que las resistencias del lote son satisfactorias si, simult谩neamente, se cumple

f3 鈮 f鈥檆 + k1
fi 鈮 f0 = f鈥檆 鈥 k2

en que,

f3 es el promedio de tres muestras consecutivas, en MPa
f鈥檆 es la resistencia especificada, en MPa
fi es la resistencia individual de cada muestra
f0 es el l铆mite inferior para la resistencia fi, en MPa
k1 y k2 son constantes de evaluaci贸n que se presentan en Tabla 3.39

Como el ACI318 s贸lo considera una fracci贸n defectuosa de 10% y los hormigones estructurales son H20 o superiores, en la pr谩ctica k1 es 0 y k2 es 3,5 MPa. Con esto, para que los resultados sean satisfactorios, todas las medias m贸viles deben ser superiores a la resistencia especificada y las resistencias individuales tienen una tolerancia de 3,5 MPa.

TABLA 3.39

CONSTANTES DE EVALUACI脫N, MPA

Si el control es por ensayos de tracci贸n por flexi贸n o por ensayos de hendimiento, la Direcci贸n de Vialidad utiliza una fracci贸n defectuosa de 20% y los factores de la tabla pasan a ser

k1 = – 0,2 MPa
K2 = 0,7 MPa

C2) Evaluaci贸n por el total de muestras

En este caso se analiza el conjunto de muestras que representan al lote.

Se considera que la resistencia del lote es satisfactoria si se cumple simult谩neamente:

fm 鈮 f鈥檆 + s*t
fi 鈮 f0 = f鈥檆 鈥 k2

en que,

fm es la resistencia media del lote, en MPa
f鈥檆 es la resistencia especificada, en MPa
s es la desviaci贸n t铆pica de los resultados del lote, en MPa
t es un factor estad铆stico, distribuci贸n de Student, ver Tabla 3.40
fi es la resistencia individual de cada muestra
f0 es el l铆mite inferior para la resistencia fi, en MPa
k2 es una constante de evaluaci贸n presentada en Tabla 3.39
La desviaci贸n t铆pica de N resultados est谩 dada por

TABLA 3.40

FACTOR ESTAD脥STICO T

C3) Recomendaciones derivadas de la evaluaci贸n

Realizada la evaluaci贸n, la norma NCh1998 recomienda tomar diferentes medidas seg煤n sea el resultado de dicha evaluaci贸n.

Evaluaci贸n por grupo de muestras consecutivas

Las recomendaciones se plantean en Tabla 3.41.

TABLA 3.41

RECOMENDACIONES PARA EVALUACI脫N POR GRUPO DE MUESTRAS CONSECUTIVAS

Evaluaci贸n considerando el total de muestras

Para este caso, la norma plantea lo que se indica en Tabla 3.42.

TABLA 3.42

RECOMENDACIONES PARA EVALUACI脫N POR EL TOTAL DE MUESTRAS

Investigaci贸n de los resultados defectuosos

En el caso de resistencias individuales inferiores al l铆mite inferior, existe riesgo con respecto a la seguridad estructural y el hormig贸n cuestionado debe ser sometido a la investigaci贸n que ordenen los proyectistas.

Es recomendable que se considere, entre otras, las siguientes medidas:

Comprobar la validez del ensayo: verificar que los datos de la gu铆a de muestreo corresponden a lo ensayado, analizar rango entre probetas compa帽eras, observar el tipo de rotura producido, verificar si hubo problemas en el transporte y curado inicial y final de la muestra
Identificar la zona comprometida
Inspeccionar visualmente la zona y dejar constancia de eventuales errores de colocaci贸n
Realizar ensayos por medios no destructivos, como 铆ndice esclerom茅trico
Extraer al menos tres testigos por zona comprometida

Si se extraen testigos, los resultados se consideran aceptables si:

El promedio de resistencia de los tres testigos es 鈮 0,85 f鈥檆
La resistencia de cada testigo es 鈮 0,75 f鈥檆

La muestra representada por los testigos extra铆dos se elimina del listado de muestras a evaluar. Los resultados de los testigos no reemplazan los resultados de la muestra para realizar la evaluaci贸n estad铆stica.

C4) Evaluaci贸n del nivel de control de los ensayos de probetas

En general se ensayan dos probetas a la edad especificada, normalmente 28 d铆as; ocasionalmente se ensayan tres probetas a esa edad. Las diferencias en las resistencias entre estas probetas (probetas gemelas o compa帽eras) es responsabilidad del laboratorio que toma la muestra, confecciona las probetas, la cura y las ensaya.

La evaluaci贸n del nivel de control de ensayos determina la calidad del laboratorio y por lo tanto la confiabilidad de los valores de los ensayos.

La evaluaci贸n se realiza si se dispone de un n煤mero m铆nimo de 10 muestras por lote.

El rango es la diferencia entre el mayor y menor valor de resistencia de probetas compa帽eras. Con eso se puede calcular el promedio de los rangos, Rm.

La desviaci贸n normal de ensayo, s1, est谩 dada por Rm/d2, en que d2 es un factor que depende del n煤mero de probetas compa帽eras (1,128 para dos probetas y 1,693 para tres probetas compa帽eras).

Por 煤ltimo, hay que calcular el coeficiente de variaci贸n de ensayo, V1, dividiendo la desviaci贸n normal de ensayo por el promedio de las resistencias del lote (V1 = s1/fm) y se expresa en porcentaje.

Se califica el nivel de control de ensayo, comparando el coeficiente de variaci贸n de ensayo obtenido, V1, con los que se entregan en Tabla 3.43.

TABLA 3.43

EVALUACI脫N DEL NIVEL DE CONTROL DE ENSAYO

Si el nivel de control de ensayos es superior a 6,0% implica que los resultados no son confiables. El control de los procesos del laboratorio es ineficiente.

El afectado puede informar esta situaci贸n a la Autoridad p煤blica que corresponda.

D) CAMBIOS DE VOLUMEN

El hormig贸n experimenta cambios dimensionales, se dilata o se contrae al estar en ambientes muy h煤medos o muy secos. Estas deformaciones pueden provocar fisuras y grietas que afectan principalmente la durabilidad.

Cuando se trata de dilataciones se habla de entumecimiento y cuando se produce contracci贸n se habla de retracci贸n hidr谩ulica. En general los problemas est谩n asociados a las retracciones, cuando los movimientos del elemento est谩n restringidos.

Los principales factores que influyen en estos cambios de volumen se presentan en Tabla 3.44.

TABLA 3.44

RETRACCI脫N HIDR脕ULICA

El ensayo est谩 regulado por NCh2221. Consiste en confeccionar unas vigas con el hormig贸n que se analiza, hacer una medida inicial apenas se desmolden, curar por inmersi贸n durante 28 d铆as y luego llevar a una c谩mara de secado (HR 50%, 23 潞C) y hacer mediciones a diferentes edades.

E) OTRAS CARACTER脥STICAS

En Tabla 3.45 se muestra algunas caracter铆sticas del hormig贸n.

TABLA 3.45

OTRAS PROPIEDADES DEL HORMIG脫N